Pasó los últimos 7 años realizando procedimientos para ser un “ornitorrinco”. Así es como luce hoy!

Forex, Videos, Acordes, Dieta, Hosting, Letras, MP3, Musica

¡Es realmente irreconocible!

Muchas veces hemos escuchado o nos han dicho que debemos ser quien deseamos ser. Estas palabras son bastante sabias y no hay mejor sensación que sentirse aceptado y querido por uno mismo. No obstante, un joven ruso fue demasiado lejos con aquella frase y realizó su sueño de ser, literalmente, un ornitorrinco.

Jenya Bolotov es un joven de 26 años. Desde muy joven supo que era diferente a sus compañeros y amigos de la misma edad. Si bien hoy muchas personas sienten que su apariencia física no demuestra lo que son realmente en temas de identidad de género, como los transgéneros y transexuales, Jenya sentía lo mismo. No con su género, sino con su propia identidad como ser humano.

De acuerdo a sus propias palabras según el medio Daily Mail, el ornitorrinco es su espíritu animal, afirma. “Ellos vienen a mí en mis sueños. Amo los ornitorrincos, la forma en que lucen hasta la palabra misma“, asevera.

su fascinación fue tanta con los ornitorrincos que decidió parecer como uno. Durante los 7 últimos años se sometió a diversos procedimientos para dejar su apariencia humana y lucir más como el mamífero de la familia de los patos.

“Cuando era niño, sentía que no pertenecía a este mundo. Sentí que no era mi mundo y que lo miraba como si fuera de otro lugar. Sabía que tendría que cambiar genuinamente y vivir de una manera diferente para ser feliz“.

A pesar de las múltiples modificaciones que ha realizado en su rostro entero, Bolotov afirma que aún puede realizar todas las actividades cotidianas con absoluta normalidad. Comer y hablar no tienen ninguna complicación, cuenta.

No obstante, a pesar de que él se siente “entero” con todas las modificaciones que ha realizado, afirma que su llamativo rostro atrae “mucha atención negativa“. Los comentarios criticando su aspecto de manera dañina cuando camina por la calle, son comunes, afirma. Frente a esto, Bolotov solo los ignora y continúa con su rumbo.

La aceptación debe ser una de las necesidades más básicas del hombre que muchos infravaloramos o simplemente ignoramos. Pero Jenya Bolotov nos da una lección enseñando que si uno quiere ser de una forma, por muy diferente que sea, solo hay que hacerlo y ya. Aunque sea convirtiéndote en el “ornitorrinco humano“.

Que opinas sobre este curioso caso??
Deja tu comentario abajo.

Compartelo con tu Familia y Amigos!



Te Recomendamos

Tirantes sueltos, copa caída, cinturón apretado… ¡Con estos 3 trucos, eso dejará de ser un problema!
Un abogado se casó con una mujer que se había casado seis veces
Lo llaman el “Rompe Hongos” Por quede Una Sola Pasada Elimina todos los Hongos de Uñas…

Qué Opinas?

Dale Me Gusta y Confirmar.